EL NETWORK EN NUESTRA CONVOCATORIA

En el origen, el artista americano Ray Johnson propone una participación democrática mediante el arte por correspondencia. Algunos de sus presupuestos se recogen en nuestras Bases de la Convocatoria asumiendo sus planteamientos (pincha aquí). Recordemos:

No dinero / No selección
No jurado / No devolución 

Pero en esta ocasión queremos detenernos en otra característica del mail art desde sus orígenes. Nos referimos al contacto íntimo, personal entre los mailartistas tejiendo LA RED ETERNA, el NETWORK. Una idea de comunicación, de expansión -cada artista recibe una obra, que modifica, interviene y envía a otro artista, y este a otro y así sucesivamente- y retroalimentación -en muchos casos, un artista invita mediante un envío a la participación en una Convocatoria que ese mismo artista se encarga de organizar, difundir, etc.

En nuestro caso, hemos difundido a través de las redes sociales, pero también mediante esta posibilidad que brinda la historia del mail art. Y, obviamente, se ha producido ese feedback porque muchos mailartistas han participado tras ponernos en contacto con ellos. Sin embargo, ha habido uno, j.seafree, que ha incluido en su obra elementos que nos han emocionado sobremanera. Veamos su obra en primer lugar:


(Pincha para ampliar)

Como podéis ver, esta obra, encaja en la entrada que hicimos al respecto de EL MAIL ART Y LA POESÍA (pincha aquí) y de hecho podéis leer el poema que sirve de soporte en este otro blog: UN POEMA CADA SEMANA. También en la siguiente imagen que nos hizo llegar en su envío y que como tal pertenece al material de la Convocatoria
.



(Pincha para ampliar)

Ahora bien, si observamos detenidamente, esta obra contiene unos versos perdidos de Marta Martínez (pertenecen a un bote de mi biblioteca personal, el 12 de los 15 que editó esta poeta madrileña) y recortes (REFUGIADOS URGENTE) que remiten directamente a lo que he intentado explicar sobre el Network. No fue la única que enviamos siguiendo el ejemplo de Ray Johnson, pero si no recuerdo mal, ha sido la única obra que ha incorporado de una manera explícita nuestro envío inicial. Por lo que las siguientes palabras de Clemente Padín sobre el Network avalan en este aspecto nuestra Convocatoria. Padín sostiene: 

El Network es una formación artística que pone el acento en la comunicación. La comunicación es su mensaje, enfatizando el arte en cuanto producto de comunicación, fruto del trabajo humano (el work) y en cuanto trama de relaciones entre los comunicadores unidos en la red (el net), el circuito que les permite la conexión, a la manera de una red de computadoras, sin central única, en la  cual cada networker (artista de la red) actúa como una centralita de reciclamiento y creación de formación estética. La comunicación sólo existe si hay retroalimentación, si hay feedback, es decir, la obra solo puede existir en la red abierta de comunicaciones, con lo cual se borran las fronteras entre los artistas y los  otroras consumidores pasivos.

Clemente Padín, El Network: la red internacional de poetas (1995)
En La Red Eterna (ed. LUPI)


Como podemos deducir, nuestra Convocatoria tiene muchos matices y de uno u otro modo, aunque novedoso desde un punto de vista educativo y metodológico, se ha mantenido fiel a los principios y el funcionamiento clásico del mail art. Demostrando que en el ámbito docente se puede ser flexible, pero partiendo siempre de fundamentos sólidos.

Por último, el caso de Samuel Montalvetti se entenderá mucho mejor después de leer esta entrada. Os recuerdo la entrada dedicada a este autor y sus estampillas, que podéis releer pinchando aquí.



(Pincha para ampliar)


No ha sido el único. La obra de Manuel Ansino también se alinea con el espíritu del Network. 


(Pincha para ampliar)

(Subimos, por deferencia con el trabajo de Manuel Ansino, la imagen completa de su obra).


(Pincha para ampliar)
Y hay otros ejemplos, igualmente válidos en este sentido. Pero para conocerlos, remitimos a la exposición o a nuestra galería de imágenes.

Comentarios

  1. Intervenir la obra de otro, reenviarla para que otro intervenga, hacer de la obra de varios un collage, y hasta enviar una acción para que otro la realice, son variaciones sobre una misma idea: la acción compartida, la inteligencia universal puesta al servicio de la comunidad. Por eso cuando hablamos de mail art hablamos de una red eterna que se conforma con la ilusión de mucha gente que siente por igual la obra propia como el trabajo compartido. Recuerdo una acción que nos envió Nel Amaro (mail artista histórico) a un evento colectivo al que no podía asistir en persona: "Bailar una sardana mientras se canta Asturias patria querida y se baila con castañuelas y barratina",...era un encuentro de mail artistas y poetas visuales, y fué ejecutado al pie de la letra en el Castillo de Torredembarra en Tarragona en Septiembre del 2009.

    ResponderEliminar
  2. Gracias César por tus aclaraciones y por los matices señalados. Yo creo que compartir en este sentido una obra de arte, le puede servir al alumnado para crecer como ciudadano y como persona también. Es otra forma de concebir el arte, la solidaridad y la belleza.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

DE LAS DIFICULTADES. LAS MANERAS DE SUPERARLAS: ALBATROS

FUENTES DE ANDALUCÍA: UN PUEBLO DE ACOGIDA EN LA CAMPIÑA SEVILLANA

TRABAJOS DE UN CENTRO MUY ESPECIAL: CEPER LA MEZQUITILLA